Cómo tener una web zombie

En Instagram puedes encontrar de todo.

 

Puede ser bueno y puede ser malo.

 

Según de quien sea, de lo que sea y para quien va dirigido.

 

Como todo.

 

El caso es que hace un tiempo, deslizando mi dedo entre publicación y publicación y mirando como quien mira un capítulo de CSI y no de Juego de Tronos, encontré algo que llamó mi atención.

 

Decía esto:

 

«Tu página web debe convertirse en tu tarjeta de visita o el escaparate de tu negocio.»

 

A ver, imagino que si lo que quieres es que te miren, está bien.

Pero si además de que te miren, quieres que se paren, te lean y luego hagan algo, pues…

 

El otro día iba paseando con mi mujer por el centro de la ciudad y de repente ella paró y me dijo:

«Espera»

 

Paramos delante de un escaparate de una tienda de ropa.

«Mira eso que mono, me gusta»

 

La verdad es que el escaparate estaba muy bien, muy bonito, bien presentado.

«Vamos a entrar un momento»

 

Pues eso, entramos un momento.

 

No llevábamos ni cinco minutos cuando mi mujer me dijo:

«Vámonos, no hay nada»

 

 

Verás, si tienes tu web como escaparate y no te preocupas de lo que hay dentro, pues lo mismo tu cliente potencial se va sin hacer nada.

 

Si tienes un buen escaparate pero tu mensaje no es persuasivo, no le dices nada que le interese, cierra y se va a otra parte.

 

Y en menos de cinco minutos.

 

¿Sabes a lo que me refiero?

 

PD. No seas un capítulo de CSI, sé un capítulo de Juego de Tronos

 

Este es un email como el que reciben los que están en mi lista, si tú también quieres recibirlos, deja tu correo aquí debajo.

Sin comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Pin It on Pinterest

Share This